Notas

Con la finalidad de promover la apropiación social del conocimiento, la Coordinación Regional Culiacán del Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) recibió a un grupo de estudiantes de Ingeniería en Gestión Empresarial del Instituto Tecnológico de Culiacán.

 

El grupo de alumnos(as) conoció las instalaciones del CIAD con la guía de Libia Limón Castro, enlace de vinculación del Centro, quien les explicó algunos de los actuales proyectos de investigación que realiza la institución.

 

Asimismo, les compartió las oportunidades de formación académica que existen en el CIAD a través del Programa de Iniciación a la Investigación, iniciativa que tiene el propósito de reforzar el conocimiento adquirido en el aula y despertar el interés por la ciencia y la tecnología.

 

Posteriormente, el investigador José Andrés Medrano Félix, profesor de Cátedras Conacyt adscrito al CIAD Culiacán, impartió la conferencia “Elaboración de protocolos de investigación”, en la cual planteó los diferentes elementos para el desarrollo de documentos científicos, incluyendo protocolos, tesis y propuestas de investigación en fondos competitivos.

 

Con estas acciones, el CIAD cumple con su misión institucional de contribuir al desarrollo y bienestar de la sociedad mediante la difusión de conocimiento científico-tecnológico, la innovación y la formación de recursos humanos de alto nivel.

 

Colaboración de Libia Castro Limón y José Andrés Medrano Félix, del CIAD Culiacán

Ya es temporada de fresas y, por ello, te compartiremos cinco razones por las que deberías procurar consumir este fruto, con el objetivo de tener un mejor estado de salud a través de la alimentación.

Gustavo González Aguilar, responsable del Laboratorio de Antioxidantes y Alimentos Funcionales de la Coordinación de Tecnología de Alimentos de Origen Vegetal (CTAOV), explicó que este es un alimento originario del norte de América y de los Alpes (fresones); en México los estados productores son Baja California, Guanajuato y Michoacán.

Agregó que la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda su consumo para la prevención de enfermedades cardiovasculares, diabetes, cáncer y obesidad, por ser rico en minerales como sodio, hierro magnesio, zinc, yodo, además de antioxidantes, vitamina C, cianidina y ácido clorogénico. Añadió que, debido a su bajo nivel calórico (30 Cal/100g), son ideales para mantener una dieta equilibrada.

Cualidades neuroprotectoras

De acuerdo a diferentes estudios, su ingesta evita la pérdida de la memoria y el deterioro de las funciones del sistema nervioso; esto gracias a que son ricas en vitamina A, B1, B2, B3, B6 y E.

Beneficios cardiovasculares

Asimismo, se estima que su consumo puede propiciar una disminución de las lipoproteínas de baja densidad, popularmente conocidas como “colesterol malo”, e incrementar las de alta densidad, comúnmente referidas como el “colesterol bueno” o HDL, por sus siglas en inglés, además de prevenir la oxidación de lípidos.

Artritis y artrosis

Las fresas actúan especialmente eliminando el ácido úrico acumulado. Se recomienda para casos de gota, hipertensión y problemas hepáticos, ya que regulan estas funciones, además de los niveles de colesterol, por su alto contenido en fibra.

Efecto antitrombosis

Aunado a su exquisito sabor y al hecho de que sea un ingrediente muy versátil gastronómicamente, su consumo regular evita la acumulación de plaquetas o fibrina en el vaso sanguíneo, lo que hace menos probable la formación de coágulos. Las fresas contienen ácido salicílico, anticoagulante y antiinflamatorio.

Propiedades digestivas

Su ingesta aporta bastante fibra (pectina) que ayuda a regular el tránsito intestinal. Es una fruta antioxidante, ya que es muy rica en vitamina C; contiene más que la naranja. Las antocianinas son antioxidantes muy importantes para el organismo.

Por último, el profesor investigador del CIAD indicó que los hallazgos científicos encontrados hasta ahora hacen suponer que comer fresa puede ayudar a reducir el riesgo de infecciones causadas por bacterias como Helicobacter pylori.

Con el propósito de apoyar el desarrollo y bienestar de la población joven mexicana, el Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) se ha sumado al programa “Jóvenes construyendo el futuro”, que promueve el Gobierno de la República.

Jóvenes Construyendo el Futuro es un programa que busca que miles de jóvenes de entre 18 a 29 años de edad puedan capacitarse en el trabajo. Para ello, el Gobierno Federal los vincula con empresas, instituciones públicas y organizaciones sociales y les otorga una beca mensual de 3,600 pesos para que se capaciten durante un año.

Esta iniciativa tiene el propósito de que las y los jóvenes mexicanos desarrollen habilidades, aprovechen su talento y comiencen su experiencia laboral.

Por parte del CIAD, existen vacantes disponibles en Hermosillo y Guaymas, Sonora; Culiacán, Sinaloa; Cuauhtémoc, Chihuahua, y en Tepic, Nayarit.

Las tareas que realizarán las y los jóvenes dependerán de cada tutor y la capacitación será diseñada para cada uno de los postulantes. Existen vacantes en el área de investigación y también de naturaleza administrativa.

Herlinda Soto Valdez, Coordinadora de Programas Académicos del CIAD y representante de la institución en este programa, explicó que para el Centro es muy importante apoyar la educación de las nuevas generaciones, y convocó a la sociedad a compartir esta información, que puede ser útil para el desarrollo personal de muchos individuos.

Para registrarse es necesario ingresar al sitio electrónico https://jovenesconstruyendoelfuturo.stps.gob.mx/.

 

 

 

 

La cuarta edición del Congreso Internacional de Alimentos Funcionales y Nutracéuticos ya tiene fecha y sede: se llevará a cabo del 3 al 5 de junio de 2020 en el Centro de Convenciones ubicado dentro del Parque Tecnológico del Tecnológico de Monterrey (campus Puebla).

El lema de la próxima edición será “Innovación y tecnología: piezas clave para la producción de alimentos más saludables”, y su realización representa la suma de esfuerzos de casi veinte instituciones, con el respaldo del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) y con la coordinación de la Red Nacional de Investigación, Innovación y Desarrollo Tecnológico en Alimentos Funcionales y Nutracéuticos (AlFaNutra)

El Comité Organizador del cuarto congreso está integrado por los profesores Janet Alejandra Gutiérrez Uribe (Tecnológico de Monterrey), Gustavo González Aguilar y Aarón González Córdova, ambos académicos del Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD).

Los investigadores señalaron que las pasadas tres ediciones de este evento han significado el nacimiento de vínculos de colaboración interinstitucional a nivel internacional, así como la creación de un espacio que propicia el intercambio de los más recientes hallazgos científicos en el tema del desarrollo de alimentos funcionales.

Asimismo, anticiparon que el programa de actividades comprenderá conferencias, ponencias orales, exposiciones de carteles científicos y espacios similares para que profesionales y estudiantes de este campo tengan la oportunidad de enriquecer sus conocimientos con temas de vanguardia.

Por último, indicaron que la información sobre el encuentro será actualizada a través de los canales de comunicación oficiales del CIAD, así como del micrositio www.ciad.mx/alfanutra. Quienes deseen mayores detalles pueden escribir un correo electrónico a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..

 

 

 

 

El Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) recibió la visita de Jorge Ramos, responsable de extensión internacional de la Universidad Estatal de Nuevo México, en aras de sentar alianzas para el beneficio de ambas comunidades académicas.

 

En el encuentro, presidido por Pablo Wong González, director general del CIAD, donde también estuvieron presentes coordinadores de este Centro, se habló sobre formalizar un convenio de colaboración que incentive la movilidad entre estudiantes y profesores de ambas instituciones.

 

Asimismo, se hizo hincapié en fomentar la cooperación creativa, donde se realicen proyectos de investigación o desarrollos tecnológicos, con la financiación de fondos internacionales y la cofinanciación con la iniciativa privada para proyectos que generen un beneficio social.

 

El emisario de la universidad de Nuevo México señaló que su institución tiene especial interés en la innovación, desarrollo de patentes y transferencia de tecnologías, por lo que consideran al CIAD un excelente aliado.

 

Por su parte, el Coordinador de Vinculación del CIAD, Aarón González Córdova, agregó que se examinó la posibilidad de colaborar en temas de nutrición, de tecnología de alimentos, política pública y emprendimiento.

 

Los asistentes coincidieron en que es necesario que la generación de conocimiento científico y desarrollo tecnológico de ambas instituciones influya en el diseño de políticas públicas que beneficien a esta región de la frontera norte de México con el sur de Estados Unidos.

 

 

 

Alumnos de la escuela secundaria Círculo Cultural Papalotl, A.C., visitaron las instalaciones de la Coordinación Regional Culiacán del Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD).

 

El pasado 30 de abril arribó un grupo de casi setenta alumnos(as) de secundaria, con el objetivo de conocer sobre la historia, filosofía y valores de esta institución, así como los procesos científicos y tecnológicos que en ella se desarrollan.

 

Como parte del programa se les brindó una inducción sobre el quehacer del Centro, por parte de Libia Limón Castro, enlace de Vinculación, quien también guio al grupo a través de los laboratorios de Toxicología y Calidad Poscosecha.

 

En dichas áreas, de voz de Edith Salazar y Rosalba Contreras, respectivamente, las y los estudiantes conocieron algunos de los servicios y proyectos que ahí se realizan.

 

Como parte del compromiso del CIAD con la sociedad, este tipo de actividades permite vincular y enriquecer lo aprendido en las aulas con el entorno del sector científico-tecnológico.

 

Asimismo, el acercamiento con la comunidad académica de niños y jóvenes, contribuye al desarrollo de habilidades cognitivas relacionadas con la observación, relación, identificación, análisis, reflexión y comunicación.

 

Colaboración de Libia Limón Castro, enlace de vinculación del CIAD Culiacán.

 

El Consorcio de Investigación, Innovación y Desarrollo para las Zonas Áridas (Ciidza) editó el Catálogo de Plantas Útiles de Zonas Áridas Mexicanas, documento que pretende compartir el conocimiento ancestral de más de noventa especies y sus aplicaciones medicinales, cosméticas y alimentarias en México.

 

El catálogo estará disponible en los próximos días en la página electrónica del Ciidza (https://ciidza.ipicyt.edu.mx/) y presentará una visión de los grupos étnicos que han utilizado las especies, información de su distribución geográfica, fotografías y los principales grupos de compuestos químicos que contienen.

 

Muchas de estas plantas han sido estudiadas por los centros públicos de investigación que integran el Ciidza: Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD), Centro de Investigación y Asistencia en Tecnología y Diseño del Estado de Jalisco (Ciatej), Centro de Investigaciones Biológicas del Noroeste (Cibnor), Centro de Investigación en Química Aplicada (CIQA), El Colegio de San Luis (Colsan) e Instituto Potosino de Investigación Científica y Tecnológica (Ipicyt); estas últimas dos instituciones coordinan el CIIDZA y la edición del catálogo.

 

Apropiación social del conocimiento

 

A nivel mundial las tierras áridas ocupan el 41% de la superficie terrestre del planeta y son el hogar de más de dos mil millones de personas; es decir, un tercio de la población humana. En México, el altiplano árido abarca el 49% del territorio nacional, ocupando ciento un millones de hectáreas, las cuales se distribuyen en diecinueve estados de la república e incluyen a seiscientos noventa municipios; en este se encuentra el treinta por ciento de la población mexicana.

 

Las zonas áridas se caracterizan por una gran escasez de agua, con una distribución de la precipitación pluvial altamente errática y de tipo torrencial. Si bien esta situación limita, sustancialmente, el desarrollo de las actividades agropecuarias, estas tienen una gran riqueza biótica.

 

El Catálogo es parte de uno de los objetivos estratégicos del Ciidza: “Desarrollar proyectos transdisciplinarios de investigación científica y tecnológica, orientados a la conservación, aprovechamiento y desarrollo sostenible de las zonas áridas con la participación de las instituciones que conforman el Consorcio”.

 

Con la herramienta montada en internet, la sociedad en general podrá realizar búsquedas de especies de plantas con un interés en particular. Este catálogo es un compendio bibliográfico de otras bases de datos existentes, libros y artículos previamente publicados, por lo que provee de una mayor facilidad de búsqueda para unir conocimientos ancestrales con los conocimientos científicos y hallazgos de actividad farmacológica y toxicidad, sin dejar de lado las características taxonómicas y botánicas de cada especie.

 

La presentación se realizará a las 10:00 horas del viernes 3 de mayo en el auditorio de posgrado y administración del Ipicyt en San Luis Potosí, San Luis Potosí.

 

Como parte del evento también se impartirá la conferencia magistral “Metabolitos

secundarios de origen vegetal para el tratamiento de las diarreas causadas por

Entamoeba histolytica y Giardia lamblia”, a cargo de Fernando Calzada Bermejo,

de la Unidad de Investigación en Farmacología de Productos Naturales del Centro

Médico Nacional Siglo XXI (Instituto Mexicano del Seguro Social).

 

Posteriormente, con la participación de representantes de la iniciativa privada y de

los sectores académico y gubernamental, se realizará el foro “El aprovechamiento

sustentable de las especies de plantas de las zonas áridas como herramientas de

desarrollo social e industrial”.

Con el objetivo de contribuir a la formación y actualización de profesionales especialistas en producción acuícola, el Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) ofrecerá un curso de capacitación sobre enfermedades de la tilapia.

El curso-taller “Principales enfermedades parasitarias y bacterianas de la tilapia, bioseguridad y control” se llevará a cabo el 8 y 9 de mayo de 2019 en Acapulco, Guerrero, y se celebra en el marco de la Alianza Estratégica para el Desarrollo Sustentable de la Región Pacifico Sur (Adesur).

El primer día de capacitación está dirigido a productores(as), y en él se abordarán temas como el estado actual y las potencialidades del cultivo de tilapia en México, las principales enfermedades que impactan negativamente a este pez, la entrada y dispersión de patógenos en el cultivo, así como los resultados relevantes de los muestreos realizados en la primera etapa de este proyecto referente a sanidad acuícola.

La segunda parte de la jornada está enfocada en oficiales de campo, veterinarios y profesionales relacionados con la sanidad acuícola y tratará sobre las enfermedades infecciosas y no infecciosas de la tilapia, además de los diferentes procedimientos de toma de muestras para la detección de microorganismos y daños histológicos, así como los distintos tratamientos para combatirlos.

También se examinarán conceptos relevantes para una óptima bioseguridad, inocuidad y buenas prácticas de manejo en granjas de cultivo acuícola. Quienes participen recibirán un reconocimiento oficial avalado por el CIAD.

Las responsables de impartir este curso serán las doctoras Emma J. Fajer Ávila, Sonia A. Soto Rodríguez y María Cristina Chávez Sánchez, todas académicas de la Coordinación Regional Mazatlán del CIAD.

Este curso es completamente gratuito y se impartirá en el campus Adesur, ubicado en la calle Bora-Bora 10 B, fraccionamiento Puerto Márquez. Para inscribirse es necesario llamar al teléfono (669) 989 8700, ext. 250, o escribir al correo electrónico Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..

 

 

Con el fin de brindar apoyo para que productores mexicanos de tomate puedan comercializar dicho alimento en el mercado estadounidense, Cristóbal Chaidez Quiroz, investigador del CIAD, acompaña a un grupo de legisladores en la búsqueda de condiciones que garanticen certidumbre en dicha actividad agrícola.

El académico del Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) explicó que por más de cuarenta años ha existido un conflicto comercial entre productores estadounidenses y mexicanos de tomate, popularmente conocido como dumping.

Los tomateros anglosajones, principalmente del estado de Florida (EE.UU.), argumentan que los comercializadores mexicanos afectan su actividad al exportar dicho producto a precios muy inferiores que los suyos, lo que, dicen, provoca una competencia desleal.

A pesar de que a lo largo de cuatro décadas se han hecho esfuerzos para pactar precios que satisfagan a ambas partes, la polémica aún no se ha resuelto, explicó Chaidez Quiroz.

Agregó que, recientemente, como experto científico, acompañó a los senadores Imelda Castro Castro y Rubén Rocha Moya, a la diputada federal Yadira Santiago Marcos y a la diputada local por Sinaloa Graciela Domínguez Nava, a una reunión con la subsecretaria de comercio exterior, Luz María de la Mora, en una reunión en la Ciudad de México.

Los puntos de vista

Por el lado estadounidense, señaló, el Departamento de Comercio ha anunciado el plan de reanudar una investigación antidumping. Además, un grupo de más de cincuenta legisladores han urgido al titular de Comercio de ese país, Wilbur Ross, a tomar medidas rápidas que protejan a los cultivadores norteamericanos.

Entre sus argumentos destacan que la participación de México en el mercado de tomate en Estados Unidos ha aumentado de un 32% a un 54%, mientras que la de los productores estadounidense ha bajado del 65% al 40%, lo que ha provocado que un sector de ese país abandone el negocio.

Lo que busca el grupo de legisladores mexicanos, así como los productores de tomate, es negociar el precio de referencia que rige las exportaciones mexicanas hacia Estados Unidos, para no afectar a los más de cuatrocientos mil empleos agrícolas y un millón de empleos indirectos asociados a esta industria.

Para finalizar, el investigador recalcó que la exportación mexicana de tomate hacia Estados Unidos fue de más de dos mil millones de dólares de enero a noviembre de 2018. Además, dijo, el estado de Sinaloa es quien provee más del 95% de esta producción, entidad en la que el CIAD tiene presencia física y colabora cercanamente con este sector productivo.

 

 

 

El Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) convoca a las personas que se dediquan a la gestión de calidad e inocuidad en la cadena productiva de pescados y mariscos a participar en el curso de HACCP básico, diseñado especialmente para esta industria.

El sector procesador de pescados y productos marinos requiere contar con un sistema de Análisis de Peligros y Puntos Críticos de Control para Pescados y Mariscos (HACCP, por sus siglas en inglés), implementado para poder exportar a Estados Unidos y otros países.

Además, es requisito que el responsable de desarrollar e implementar dicho sistema cuente con la capacitación adecuada para poder fungir como signatario reconocido por la autoridad sanitaria norteamericana.

Este curso cuenta con el reconocimiento de la AFDO/Seafood HACCP Alliance (Asociación de Oficiales de Alimentos y Medicamentos/Alianza Nacional de HACCP para Pescados y Mariscos).

Quienes completen el curso contarán con un certificado válido ante la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA), que acredita que han cubierto los requisitos de capacitación y pueden fungir como responsable de un Plan HACCP de pescados y mariscos.

Curso con certificación oficial

En esta capacitación se tomará como base la última edición del manual HACCP (versión en español, julio de 2018) y se cubrirán los puntos descritos en la regulación HACCP para productos pesqueros (21 CFR 123) y la Guía de Peligros y Controles de la FDA, así como los de la normatividad nacional.

La profesora investigadora Lorena Noriega Orozco, académica del CIAD e instructora reconocida por la AFDO, es quien organiza el presente curso, que se celebrará en las instalaciones del Centro en Hermosillo, Sonora, del 20 al 22 de mayo de 2019.

El costo de inversión al taller es de $8,640 (más IVA) en inscripción individual. Se ofrece un 15% de descuento si se registran tres o cuatro personas de una misma empresa y 20% de descuento en caso de que lo soliciten cinco individuos o más.

Dicho monto incluye la entrega de una constancia emitida por la AFDO/Seafood HACCP Alliance (a quien complete satisfactoriamente el 100% del curso) y otra avalada por el CIAD.

Asimismo, como material didáctico, al participante se le otorgará el Manual del Programa de Capacitación (6ta. edición, julio de 2018, traducción oficial reconocida por AFDO) y una guía de peligros y puntos críticos de control para productos marinos y pesqueros.

Para solicitar mayor información puede enviar un correo electrónico a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. o a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. y si desea reservar su lugar puede hacerlo a través del siguiente enlace electrónico: http://bit.ly/2ZoGDEG.

 

Mobile Menu