Notas

Docentes del Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) participaron en la capacitación “Estrategias docentes para enseñar a los millennials”, con el propósito de actualizarse sobre técnicas pedagógicas para instruir a las nuevas generaciones de estudiantes.

El encargado de impartir la plática el pasado 21 de febrero en la Sala de Usos Múltiples del CIAD en Hermosillo, fue el Dr. Jesús Ernesto Valenzuela Medina, académico del Departamento de Psicología y Ciencias de la Comunicación de la Universidad de Sonora.

El conferencista habló sobre la necesidad de tomar en consideración los patrones generacionales que distinguen a los millennials, con el objetivo de diseñar estrategias didácticas apropiadas, ya que las condiciones socioculturales en que se desenvuelven se ven reflejadas en sus gustos y preferencias.

Agregó que sus hábitos de interacción virtual y consumo de información son distintos, y que las distintas generaciones que coexisten en el actual ambiente educativo manifiestan un comportamiento diferente que condiciona su modelo de aprendizaje.

El expositor señaló que ahora los jóvenes tienen la expectativa de aprender con flexibilidad modular on demand; es decir, apropiarse de competencias por etapas y poder profundizar sobre este conocimiento a través del e-learning (aprendizaje en línea).

Valenzuela Molina añadió que no se puede dejar de lado que los estudiantes actualmente valoran emocionalmente la información, ya que en su vida diaria los “memes”, emoticones, videos, etcétera, suman un factor humorístico a su aprendizaje, por lo que esperan que este sea divertido.

Las y los investigadores del CIAD compartieron reflexiones sobre sus más recientes experiencias con los millennials, lo cual propició un encuentro muy interactivo, donde debatieron los desafíos que ofrece la tecnología educativa, así como el uso inteligente que académicos y estudiantes deben dar a esta.

Este evento se realizó como parte del programa de capacitación continua para el personal académico, que está bajo la responsabilidad de la Coordinación de Programas Académicos (CPA) del CIAD.

La titular de la CPA, la Dra. Herlinda Soto Valdez, destacó la importancia de este evento, pues una gran proporción de la planta docente de los posgrados pertenecen a las generaciones en las que las condiciones y métodos de enseñanza eran muy diferentes a los que requieren quienes hoy ingresan a los posgrados.

Consecuentemente, indicó, es necesario entender y capacitarse en metodologías que hagan más eficiente la transferencia del conocimiento, con el fin de lograr una mejor preparación del estudiantado.

En la próxima edición de Sábados en la Ciencia, las familias que asistan podrán conocer los increíbles poderes de “Los Microfantásticos”, un grupo de microorganismos con habilidades propias de los superhéroes.

A través de la charla que impartirá el Dr. Jorge Gustavo Rocha Estrada, catedrático del Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD), la niñez hermosillense encontrará asombrosas similitudes de ciertos microorganismos con los protagonistas de famosas películas y cómics.

¿Te imaginas un microorganismo con poderes magnéticos como Magneto de X-Men? ¿O qué tal uno que sea fluorescente en la oscuridad como Linterna Verde? Entonces te vas a ir de espaldas cuando sepas que en la naturaleza también existen microorganismos con armaduras como la de Iron Man, y que se convierten en piedra, como La Mole, de los Cuatro Fantásticos, así como patógenos que usan una cola de cometa para su propulsión, como Flash.

El expositor es especialista en ingeniería genética de bacterias, un área enfocada en descubrir y utilizar genes bacterianos con funciones interesantes.

La cita es el próximo sábado 24 de febrero de 10:00 a 12:00 horas en el Centro de las Artes de la Universidad de Sonora (Unison). Para asistir es necesario reservar su lugar en el registro electrónico disponible en el enlace bit.ly/2CylrzD de la página de Facebook “Sábados en la Ciencia Noroeste”. 

Sábados en la Ciencia es un programa de divulgación científica dirigido al público infantil que mensualmente realizan el CIAD, la Unison, “La Burbuja”, Museo del Niño, y el Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología (COECYT).

BioAqua2018 será la primera reunión anual organizada por el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB) de la Habana, Cuba, y su Comité Organizador, enfocado totalmente a la Biotecnología Acuática.

Tras exitosos congresos “Biotecnología Habana” organizados por el CIGB, dedicados a la biotecnología agropecuaria, este evento pretende atraer la atención internacional de la industria y de científicos y académicos de la acuacultura en el mundo, así como fortalecer las redes de colaboración en Las Américas.

“BioAqua 2018: de la investigación básica a la ciencia aplicada”, se celebrará en Varadero, Cuba, del 28 de octubre al 1 de noviembre del presente año.

El Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) participa activamente en la organización de esta conferencia internacional, con la representación de la Dra. Emma Josefina Fajer Ávila, profesora investigadora de la Coordinación Regional Mazatlán del CIAD, como miembro del Comité Organizador Internacional.

La investigadora del CIAD es la única mexicana dentro del comité internacional, donde también participan científicos de Canadá, España, Reino Unido, Noruega, Chile, Estados Unidos y China.

Este evento pretende presentar y debatir los resultados más recientes y novedosos en investigación de organismos acuáticos y biotecnología aplicada en la acuicultura. La conferencia propone establecer una relación proactiva entre científicos académicos y de la industria, ejecutivos de empresas, responsables de políticas gubernamentales e inversionistas, en el marco de la biotecnología aplicada al cultivo de organismos acuáticos.

En el encuentro se abordarán temas como la regulación neuroendocrina del crecimiento, reproducción y sistema inmune de peces; el sistema inmune de peces y crustáceos; vacunas e inmunoestimulantes para la acuicultura; interacción huésped patógeno, OMICS (ciencias ómicas) como herramienta de estudio de la biodiversidad marina y fuente de nuevas moléculas y mecanismos biológicos.

El programa de actividades comprende la exposición de carteles científicos y presentaciones orales. Los interesados en participar pueden contactar al comité organizador a través del correo electrónico Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..

Las personas que desean presentar trabajos deberán enviar un resumen con las características señaladas en el sitio electrónico http://bioaqua2018.cigb.edu.cu/.

Fajer Ávila exhortó a la comunidad científica mexicana relacionada con esta temática a participar en el evento.

 

Un equipo de investigación del Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) ha desarrollado un método y un sistema para el tratamiento y aprovechamiento integral de las aguas residuales producidas por la industria del maíz.

La tecnología resultante del proyecto, encabezado por el Dr. Ali Asaff Torres, de la Coordinación de Ciencia de los Alimentos del CIAD, permite un tratamiento efectivo y eficiente de los efluentes de la industria del maíz, conocidos como nejayote, y que tienen una aplicación directa como última etapa de los procesos de las industrias del nixtamal, harina de maíz nixtamalizado y tortilla.

Dicha innovación, permite la recuperación de agua con la calidad suficiente para su reutilización o descarga medioambientalmente segura. Además, genera subproductos de alto valor, como percusores o bienes intermedios para las industrias biotecnológica y de alimentos, tales como aromas, aditivos, antioxidantes, antifúngicos naturales y texturizantes.

Según Asaff Torres, este método permite transformar un problema de contaminación en una valiosa oportunidad de negocio, pues amplía la cadena de valor del maíz a quienes participan de ella, tanto en México como en Estados Unidos.

De acuerdo a la Oficina de Transferencia de Tecnología (OTT) del CIAD, con base en la escala de maduración tecnológica Technology Readiness Level (TRL) propuesta por la NASA, este desarrollo tecnológico se ubica en el nivel 5 de la escala, lo que significa que la tecnología se ha validado a través de pruebas simuladas o reales, ha aprobado modelos de evaluación económica y se ha asegurado en aspectos de salud y seguridad, limitaciones ambientales, regulatorios y de disponibilidad de recursos.

Actualmente se exploran los diferentes esquemas bajo los cuales se podría comercializar la tecnología, entre ellos la venta o el licenciamiento del desarrollo tecnológico.

Si desea conocer más sobre este proyecto, puede acercarse a la Oficina de Transferencia de Tecnología del CIAD, que encabeza Aarón González Córdova, Coordinador de Vinculación del Centro.

 

Profesores y estudiantes de posgrado del Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) participaron en el taller Ética en la Investigación Científica, en el que aprendieron sobre bioética y sus implicaciones sociales y jurídicas, en relación al progreso de la biomedicina y biotecnología.

Los asistentes se capacitaron sobre Fundamentos Filosóficos de los Derechos Humanos, Instrumentos Nacionales e Internacionales de la Ética en la Investigación y, por último, Ética en la Investigación Práctica.

La responsable de impartir el curso fue la Dra. María de Jesús Medina Arellano, del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, quien es licenciada en Derecho y tiene un doctorado en Bioética y Jurisprudencia Médica por la Universidad de Manchester (Reino Unido). Actualmente es Secretaria Académica del Colegio de Bioética y consejera de la Comisión Nacional de Bioética.

La bioética es un área que estudia la conducta de los profesionales de la salud hacia las distintas formas de vida existentes en el planeta. En este caso en particular, el análisis se centró sobre los factores naturales, tecnológicos, sociales, culturales, legales y de políticas públicas, así como su impacto en la vida en general.

Al taller asistieron treinta estudiantes de los cuatro programas académicos del CIAD y 23 profesores y profesoras. La reunión tuvo una duración de diez horas en las que realizaron dinámicas interactivas para resolver seis casos mediante mesas de análisis y debate, en los que se pudo poner en práctica lo aprendido, desde las diferentes perspectivas de la ética.

Para culminar la certificación, los participantes tendrán que enviar un ensayo sobre alguno de los temas, problemas y dilemas abordados en el taller o de las discusiones derivadas en el mismo.

Este fue un evento organizado por la Coordinación de Programas Académicos del CIAD, cuya titular, la Dra. Herlinda Soto Valdez, destacó la importancia de la realización, pues, dijo, desde hacía tiempo se buscaba quien capacitara tanto a estudiantes como a profesores y profesoras en aspectos prácticos de la ética.

Comentó que las diez horas del taller fueron pocas con relación al número de comentarios, discusiones y dudas que los asistentes manifestaron. Al final del taller, concluyó, se llegó a la conclusión de que es necesario ofrecer un curso de ética en los cuatro programas de posgrado, en el que se aborde el tema desde todas las perspectivas necesarias para que los estudiantes egresen capacitados para entender y aplicar la ética en sus investigaciones científicas y en el funcionamiento de los comités de ética en instituciones y empresas.

El encuentro se llevó a cabo los días 9 y 10 de febrero del presente en el Salón de Usos Múltiples del CIAD en Hermosillo, Sonora.

 

En el marco del Día Internacional de la Niña y la Ciencia, se realizará la segunda jornada del evento Ingenieras del Futuro, encuentro que tiene el propósito de incentivar el interés por la ciencia en las adolescentes sonorenses.

El Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) será sede de esta reunión en la que se impartirán las conferencias “Mujeres innovadoras y emprendedoras”, “Mujeres en la ciencia y en la tecnología”, “Mujeres en STEM” y “Veranos de la ciencia”.

Asimismo, se realizarán visitas guiadas a los laboratorios del CIAD y se ofrecerán diversas charlas sobre ingeniería y física, ciencias naturales, ciencias sociales y nuevas tecnologías de la información y la comunicación.

Este evento es promovido por la Secretaría de Educación y Cultura (SEC) de Sonora, a través de la Unidad de Igualdad de Género y la Dirección General de Innovación y Desarrollo Tecnológico, con la colaboración del CIAD, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, asociación U.S. – Mexico Foundation y Sonora SciTech.

Desde 2013, cuando fue declarada oficialmente por la Asamblea General de las Naciones Unidas, cada 11 de febrero se celebra esta fecha conmemorativa, con el objetivo de reconocer el papel clave que el género femenino desempeña en la comunidad científica y tecnológica, así como promover el acceso de las mujeres y la niñas a la educación, capacitación e investigación en los ámbitos de la ingeniería y las matemáticas en todos los niveles.

La jornada se llevará a cabo el viernes 23 de febrero de 8:00 a 14:00 horas y a esta acudirán grupos de jóvenes de distintas instituciones de educación media superior del estado, que atendieron a una convocatoria emitida recientemente por la SEC.

 

El Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD), a través de la Coordinación de Programas Académicos (CPA), ha lanzado la convocatoria 2018-II para estudiar su Maestría y Doctorado en Ciencias, así como la Maestría en Desarrollo Regional.

A partir del 8 de febrero y hasta el 18 de mayo de 2018, las personas interesadas podrán presentar su solicitud de ingreso y cubrir los diferentes requisitos establecidos para dichos posgrados, los cuales se encuentran adscritos al Programa Nacional de Posgrados de Calidad (PNPC) del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

El Doctorado en Ciencias está clasificado como de Competencia Internacional dentro del PNPC, reconocimiento que lo acredita como una opción que tiene la calidad equivalente a la que ofrecen instituciones en otros países, por tener colaboraciones en el ámbito internacional a través de convenios que incluyen la movilidad de estudiantes y profesores, la codirección de tesis y proyectos de investigación conjuntos.

Este programa, al igual que la Maestría en Ciencias, la cual está clasificada como Consolidada en el PNPC, se imparte en Hermosillo y Guaymas (Sonora), Culiacán y Mazatlán (Sinaloa) y Ciudad Cuauhtémoc y Delicias (Chihuahua).

Ambos posgrados comparten las mismas líneas de investigación: Acuacultura, Biopolímeros, Biotecnología, Bioquímica, Ciencia y Tecnología de Alimentos, Ecología y Medio Ambiente, Horticultura, Microbiología, Nutrición y Toxicología.

Por otro lado, la Maestría en Desarrollo Regional, con nivel Consolidado en el PNPC, se ofrece únicamente en Hermosillo, Sonora, y comprende las líneas de generación y aplicación del conocimiento en Economía y Desarrollo Regional, Estudios Sociales sobre Alimentación y Desarrollo, Estudios Ambientales y Socioculturales del Desarrollo y Estudios de Desarrollo Humano y Vulnerabilidad Social.

Los estudiantes aceptados en los programas académicos del CIAD, que no tengan otro ingreso económico, cuentan con la posibilidad de acceder a una beca de manutención que otorga el CONACYT.

Además de demostrar interés por la investigación, así como dedicación de tiempo completo a los posgrados, quienes deseen ingresar deben acreditar un grado académico anterior afín al que concursan, además de comprobar su dominio del inglés mediante el examen TOEFL, así como aprobar distintos niveles de puntaje en la Prueba de Admisión a Estudios de Posgrado (PAEP), según el programa de interés.

Todos los requisitos y procedimientos de esta convocatoria se encuentran disponibles en www.ciad.mx/posgrados, donde también podrá descargar los distintos formatos de solicitud de ingreso para cada programa. Asimismo, puede solicitar información a la línea telefónica (662) 289 2400, exts. 389, 390 y 588.

 

La Coordinación Regional Culiacán del Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) y la Universidad de San Miguel (Sinaloa, México) firmaron un convenio de colaboración institucional.

Esto forma parte de los objetivos del CIAD Culiacán para contribuir a la generación y difusión del conocimiento científico y tecnológico a través de proyectos de investigación, formar recurso humano especializado en las competencias nacionales e internacionales mediante sus programas académicos y apoyar a los sectores público, social y privado mediante la gestión y desarrollo de alianzas científico-empresariales.

En dicho protocolo de convenio firmaron, en representación del CIAD, Pablo Wong González, Director General, y María Dolores Muy Rangel, titular de la coordinación Culiacán.

Por parte de la Universidad, ratificaron la alianza el presidente ejecutivo y rector Jorge René Meléndrez Quezada, Ana Beatriz Meléndrez López, Directora General, y Gustavo Rodríguez Figueroa, Coordinador de Proyectos y Vinculación Institucional.

Con este pacto se han establecido acuerdos para llevar a cabo actividades en conjunto como, por ejemplo, realizar proyectos de investigación científica y desarrollo de tecnología, así como cursos, conferencias, seminarios, encuentros, talleres, congresos, etcétera, de interés común para ambas instituciones.

Asimismo, se consensó brindar facilidades para la inscripción de docentes dentro de los programas académicos que ofrecen ambas instituciones, además de promover la estancia de estudiantes, con el fin de realizar servicio social, prácticas profesionales, tesis y estudios de posgrado.

Lunes, 12 Febrero 2018 13:43

EL CIAD PARTICIPARÁ EN LA 28° EXPO AGRO

 

El Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) participará en la vigésimo octava edición de la Expo Agro, que se desarrollará del 14 al 16 de febrero, en Culiacán, Sinaloa.

La institución estará presente dentro del Pabellón Agroalimentario, espacio que promueve la Secretaría de Desarrollo Económico de Sinaloa para conectar a productores agrícolas con prestadores de servicios profesionales.

En esta plataforma, personal de la Coordinación Regional Culiacán del CIAD brindará información sobre los servicios analíticos altamente especializados que ofrece el Centro.

Asimismo, los asistentes podrán conocer la oferta académica institucional, que comprende la maestría y doctorado en ciencias, el programa de iniciación en la investigación científica y estancias posdoctorales, además de la oportunidad de realizar servicio social y prácticas profesionales.

Con el propósito de atender las problemáticas de los productores y empresarios del sector agroalimentario, también se ofrecerán asesorías personalizadas en el módulo de información del CIAD por parte de expertos en ciencia y tecnología.

De acuerdo con María Dolores Muy Rangel, Coordinadora del CIAD Culiacán, como parte de la presencia de la institución en la Expo Agro se buscará establecer nuevas sinergias con los sectores industrial y gubernamental. Asimismo, se brindarán asesorías en tecnología de alimentos, análisis de componentes químicos en productos alimenticios e inocuidad alimentaria.

La Expo Agro tiene como sede cerca de veinticuatro hectáreas del Campo Experimental del Valle de Culiacán. En la última edición participaron cerca de trescientas cincuenta empresas y se reunieron más de treinta mil personas, entre compradores de cadenas de supermercados nacionales e internacionales, técnicos e investigadores agrícolas, representantes de organismos agrícolas y productores.

Si desea más información sobre el evento, puede consultar el sitio electrónico www.expoagro.org.mx.

 

Un equipo de investigación del Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD), Coordinación Regional Mazatlán, trabaja en la elaboración de una formulación especializada para la alimentación de la rana toro (Rana catesbeiana o Lithobates catesbeianus).

El alimento desarrollado está elaborado con insumos naturales, los cuales combinan efectos de inmunoestimulación, alto valor proteico y un promotor de crecimiento con efectos antibacterianos en las tres etapas del animal: renacuajo, ranita y rana.

Las investigadoras Noemí García Aguilar y Ana Carmela Puello Cruz son las líderes de este proyecto, que ha comprobado su efectividad para incrementar la supervivencia del animal del 70 al 90%, promover la uniformidad de talla en su crecimiento y disminuir el canibalismo.

Dicha fórmula, según las académicas, favorece una mejor asimilación del alimento y conversión alimenticia, además de que protege a la rana contra algunas enfermedades originadas por bacterias y hongos, disminuye los porcentajes de mortalidad en el proceso productivo comercial y reduce el desperdicio de alimento.

Las investigadoras señalan que no existe en el mercado una formulación especializada similar, por lo que el desarrollo tecnológico ya se encuentra en proceso de ser protegido.

Se estima que la demanda anual de carne de rana en Estados Unidos es de cuatro mil toneladas, mientras que en Europa es de diez mil toneladas. El precio por un kilo de carne de rana en el mercado internacional oscila en alrededor de 15 dólares. Asimismo, se calcula un mercado internacional para la carne de rana superior a los trescientos millones de dólares.

De acuerdo a la Oficina de Transferencia de Tecnología (OTT) del CIAD, con base en la escala de maduración tecnológica Technology Readiness Level (TRL) propuesta por la NASA, este alimento para ranas se ubica en un nivel 5 de la escala, lo que significa que la tecnología se ha validado a través de pruebas simuladas o reales, ha aprobado modelos de evaluación económica y se ha asegurado en aspectos de salud y seguridad, limitaciones ambientales, regulatorios y de disponibilidad de recursos.

Actualmente se exploran los diferentes esquemas bajo los cuales se podría comercializar la tecnología, entre ellas la creación de una empresa de base tecnológica, la venta o el licenciamiento del desarrollo tecnológico.

Si desea conocer más sobre este proyecto, puede acercarse a la Oficina de Transferencia de Tecnología del CIAD, que encabeza Aarón González Córdova, Coordinador de Vinculación del Centro.

Mobile Menu