Notas

Viernes, 06 Octubre 2017 10:17

LA PREVENCIÓN PARA VIVIR UNA VEJEZ SANA EMPIEZA A LOS 35 AÑOS

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

 

Heliodoro Alemán Mateo, investigador del Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD), participó en el Tercer Congreso Internacional de Nutrición Clínica 2017, donde habló sobre la importancia de la alimentación y el ejercicio en los adultos y adultos mayores.

 

En el evento organizado por la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla (UPAEP), el académico explicó que a partir de los 35 años las personas deben comenzar a cuidar más sus hábitos alimenticios y su actividad física, con el propósito de evitar una vejez con enfermedades o discapacidades.

 

En ese sentido, indicó que es necesario tomar medidas preventivas a través de la dieta y el ejercicio, ya que a partir de los cuarenta años se comienza a perder la masa muscular, lo cual, aunado a una mayor presencia de tejido adiposo, puede desencadenar que se pierda la funcionalidad después de los sesenta años. Además, indicó que a ese mismo riesgo están expuestos los adultos que llegan a esa edad siendo muy delgados.

 

Al referirse a la obesidad en México, indicó que los índices que se presentan actualmente en el país ocasionarán que en el futuro existan adultos con enfermedades degenerativas como diabetes o enfermedades cardiovasculares.

 

Por lo tanto, además del ejercicio físico, recomendó vigilar los alimentos que se consumen e incluir proteína en las tres comidas principales del día, pues se tiene la creencia de que solo deben tomarse durante la comida.

 

“Las proteínas son indispensables para la salud muscular, por lo que los alimentos de origen animal deben ser consumidos a lo largo del día”, apuntó el investigador del CIAD en el evento celebrado el pasado 29 de septiembre en Puebla, Puebla.

 

Por último, Alemán Mateo puntualizó que el sistema de salud en el país es curativo, es decir, se enfoca en aliviar las enfermedades una vez que estas se presentan, por lo que la prevención depende de cada persona, lo cual hace necesario que a nivel individual se trabaje en disminuir riesgos de sobrepeso y obesidad o discapacidad funcional.

Visto 311 veces Modificado por última vez en Viernes, 06 Octubre 2017 11:24

Mobile Menu